¿Cómo pone en juego el Instituto Confucio sus características?

[Fuente]    Diario del Pueblo - Edición de Ultramar [Fecha de Publicación]    2018-12-19 14:21:26 
 


Estudiantes haciéndose fotos durante la inauguración de la sala de exhibición Guo Moruo en el Instituto Confucio de la Universidad del Canal de Suez (Egipto) en 2017

En septiembre de 2018, una compañía artística china itinerante ofreció una función en el Instituto Confucio de la Universidad del Canal de Suez (Egipto). Los profesores y estudiantes de la Facultad de Música de la universidad que fueron invitados a la función, inspirados por los espectáculos, representaron canciones chinas con instrumentos musicales egipcios. “Es una buena ocasión. El Instituto Confucio planea crear un centro de música en colaboración con la Facultad de Música”, dijo Zhu Tingting, directora de la contraparte china del Instituto Confucio de la Universidad del Canal de Suez, y anunció que el centro será fundado en 2019.

Permitir a la población egipcia conocer más sobre la China contemporánea a través de la fundación de centros de investigación relacionados, constituye una de las características del Instituto Confucio de la Universidad del Canal de Suez.

El programa “Chino+” se desarrolla vigorosamente

Según Zhu Tingting, el Instituto Confucio de la Universidad del Canal de Suez busca forjar sus propias características a partir de los siguientes dos aspectos: la promoción de las cooperaciones académicas entre China y Egipto, y la estrecha cooperación con las empresas chinas en Egipto.

En noviembre de este año, la ciudad egipcia Ismailía acogió una feria de la cultura urbana de Beijing, titulada “Jing Hua Xia An”. En la sala de exhibición, los tableros, en los que se perfilaba la fisonomía vieja y moderna de Beijing, narraban a los visitantes egipcios el pasado y el presente de esta ciudad asiática, desde aspectos específicos a lo más general, desde la antigüedad hasta hoy día. “Se trata de un fruto de la cooperación con la Oficina Municipal de Patrimonios Culturales de Beijing, que no solo ha permitido a la gente egipcia conocer los valores históricos de la capital china, sino que también les ha acercado a la Beijing moderna”, dijo Zhu Tingting.

De hecho, previo a esto, el Instituto Confucio de la Universidad del Canal de Suez ya estableció el Centro de Investigación Guo Moruo en colaboración con el Salón Conmemorativo del mismo nombre, e instaló salas de exhibición que llevan los nombres respectivamente de Guo Moruo y Lao She. “En base al Centro de Investigación y a las exposiciones temáticas, el Instituto Confucio también organizó foros académicos relacionados”, explicó Zhu Tingting.

Además, el Instituto Confucio de la Universidad del Canal de Suez coopera de manera estrecha con las empresas chinas locales en los ámbitos tanto de la formación de recursos humanos para ellas como de la organización de ferias de empleo para encontrar talentos, así como de la fundación de campamentos de capacitación intercultural.

“En el área económica del Canal de Suez se distribuyen decenas de empresas chinas, generando muchas ofertas de trabajo. Asimismo, muchas empresas chinas en Egipto están dispuestas a contratar a empleados egipcios que sepan hablar el idioma chino, y tienen una gran demanda de talentos inter-disciplinarios ‘Chino+’. En 2017, el Instituto Confucio celebró ferias de empleo para empresas chinas, y numerosos estudiantes egipcios fueron contratados”, señaló Zhu Tingting.

Con el crecimiento de la fiebre por el chino, los Institutos Confucio, distribuidos por todo el mundo, se están expandiendo constantemente y han desarrollado programas de “Chino+” de toda clase. El Instituto Confucio de la Universidad del Canal de Suez justamente figura entre ellos.

Se acerca a las necesidades de los estudiantes locales

El Instituto Confucio de la Universidad de Nairobi, el primero de su tipo en el continente africano, creó el programa “Chino+técnicas profesionales”. Isaac Meroka Mbeche, director de dicho Instituto Confucio, dijo en su presentación: “El programa ‘Chino+técnicas profesionales’, que actualmente está en marcha, tiene como objetivos formar a personas cualificadas que sepan tanto el idioma chino como técnicas profesionales y, satisfacer las demandas reales que plantea la construcción de ‘la Franja y la Ruta’. De los graduados de dicha institución, algunos trabajan como mecánicos o azafatos del ferrocarril Mombasa-Nairobi, otros como anunciadores del idioma chino en el aeropuerto de Nairobi, y la mayoría se ha convertido en profesores locales de chino en escuelas primarias y secundarias o universidades de África”.

El Instituto Confucio de la Universidad de Melbourne, fundado en 2007, también ha configurado sus propias características administrativas académicas tras el desarrollo de más de una década. “El programa de la capacitación del comercio intercultural, considerado como el curso especial del Instituto Confucio, ha tenido muy buena acogida. Por ejemplo, ofrecimos al personal de ventas de una empresa automovilística la capacitación de ocho sesiones y cada sesión duró dos días. El contenido fue muy práctico y estuvo bien enfocado, incluyendo la presentación de los hábitos de consumo de los consumidores chinos y la forma de saludar a los clientes, entre otras cosas”, presentó Julia Gong, directora del Instituto Confucio de la Universidad de Melbourne, “Pese a que ahora en Melbourne existen muchas academias que enseñan chino y el mercado es muy competitivo, el Instituto Confucio de la Universidad de Melbourne sigue ofreciendo cursos especiales”. A su juicio, solo mediante sus propias características, la institución podrá continuar siendo sólida y firme con la competencia. “Esto también es la dirección futura del Instituto Confucio”, añadió la directora.

En los últimos años, en cada Fiesta de la Primavera, Julia Gong llega a la turística isla Phillip a impartir el curso de capacitación intercultural al personal relacionado. “Entre los estudiantes del grupo hay tanto jefes de cafeterías como empleados del área turística. Aunque son diferentes tipos de personas, comparten el mismo objetivo: atender mejor a los turistas chinos”, explicó Julia Gong.

A juicio de Julia Gong, el Instituto Confucio de la Universidad de Melbourne está terminando la transición de “qué cursos ofrecen a los alumnos” a “qué cursos necesitan los alumnos”. “Solo conociendo las necesidades del alumnado y formando sus propias características, el Instituto Confucio podrá cobrar un desarrollo a largo plazo”, dijo la directora.

Montar una plataforma de apoyo para la cooperación pragmática

El Plan de Desarrollo del Instituto Confucio (2012-2020) plantea que “para corresponder a las necesidades diversificadas del alumnado, se anima a establecer Institutos Confucio que tengan como características principales la enseñanza de comercio, medicina tradicional china, artes marciales, gastronomía, arte y turismo, entre otros”.

El Informe Anual de Estudios del Instituto Confucio (2018) señala que los Institutos Confucio con características son aquellos que tienen como objetivo administrativo académico difundir la lengua y cultura china a partir de distintos temas culturales.

Tomando el Reino Unido como ejemplo, en la actualidad el país ya cuenta con seis Institutos Confucio con características: uno de medicina tradicional china, tres de comercio, uno de publicación y uno de arte y baile. Cabe mencionar que el Instituto Confucio de Medicina Tradicional China en Londres, es el primero de su tipo en el mundo entero que se dedica, con este tipo de medicina como característica, a desarrollar la enseñanza del idioma chino y la promoción de la cultura de la salud.

Por otro lado, el Instituto Confucio de la Universidad Estatal de Georgia (Estados Unidos) define el comercio como su característica estratégica de desarrollo. Wolfgang Schlor, subdirector de asuntos académicos de dicha universidad, confesó a nuestra periodista que dicha estrategia de desarrollo radica en tender un puente para los intercambios comerciales.

Según Wolfgang Schlor, el curso del chino comercial, actualmente establecido en el Instituto Confucio de la Universidad Estatal de Georgia, se imparte en grupos pequeños. “Estamos trabajando con la Facultad del Idioma Chino de la Universidad Estatal de Georgia para establecer de manera conjunta la asignatura de certificación del chino comercial de Atlanta. De momento planeamos que las clases se dan los fines de semana de manera intensiva. Cuando terminen las clases, se otorgarán los certificados. Esperamos poder lanzar oficialmente esta asignatura en 2019”.

“Las características son clave para que el Instituto Confucio tenga un desarrollo próspero”, dijo Wolfgang Schlor.

(Diario del Pueblo - Edición de Ultramar, 14 de diciembre de 2018, 9.a edición, periodista: Zhao Xiaoxia; Fotos: sohu.com)

Enlace del texto original

 
Términos Clave:

Informaciones Correspondientes