The Daily Telegraph publica un artículo titulado “El Instituto Confucio es la clave para la amistad entre China y el Reino Unido” firmado por el embajador chino en el Reino Unido, Liu Xiaoming

[Fuente]    Embajada de China en el Reino Unido [Fecha de Publicación]    2018-06-13 14:14:19 
 

El pasado 7 de junio de este año, el artículo titulado “El Instituto Confucio es la clave para la amistad entre China y el Reino Unido” firmado por el embajador chino en el Reino Unido, Liu Xiaoming, fue publicado por el principal periódico británico The Daily Telegraph, simultáneamente en su sitio web. El texto completo es el siguiente:

Hace poco, después de dos vuelos y un viaje en crucero, por fin llegué a las Islas Shetland, al extremo septentrional del Reino Unido, para asistir a la ceremonia de inauguración del Aula Confucio en la Escuela local Secundaria Mid Yell. He establecido dos récords como resultado de esta visita: me convertí en el primer embajador extranjero en visitar las Islas Shetland y también el primer embajador chino en desembarcar en la Isla Yell.

En la ceremonia de inauguración, más de 100 niños de la Escuela Secundaria Mid Yell, de 7 a 16 años, representaron números demostrando su nivel del idioma chino. Me conmovió enormemente su entusiasmo por el aprendizaje de chino, y me impresionó bastante el interés profundo que tenían por la cultura china.

He asumido el cargo del embajador chino en el Reino Unido durante ochos años, y antes de este proceso solo había 11 Institutos Confucio y 47 Aulas Confucio en este país. Sin embargo, hoy en día, el Reino Unido cuenta con 29 Institutos Confucio y 156 Aulas Confucio en total, encabezando el ranking de países europeos. En 2017, 160 000 personas locales estudiaron en los Institutos Confucio y Aulas Confucio, y alrededor de 1,02 millones participaron en más de 4 000 actividades culturales desarrolladas por los Institutos Confucio en este país.

¿Por qué el Instituto Confucio y el Aula Confucio florecen tanto en el Reino Unido? Creo que se debe fundamentalmente a sus tres principales encantos:

Primero, el encanto de la civilización china, que ha mantenido siempre su fuerza vital durante su larga e ininterrumpida historia de más de 5 000 años. El dominio de la lengua china supone la consecución de la “llave de oro” para abrir la puerta a conocer la civilización china.

Segundo, el encanto del “milagro chino”. Durante los 40 años desde la Reforma Económica China, mi país se ha convertido en la segunda mayor economía mundial, sacando a más de 700 millones de personas de la pobreza y contribuyendo en gran medida al desarrollo mundial. Aprendiendo chino, uno puede entender mejor la historia detrás del “milagro chino”, a fin de aprovechar de modo más eficiente “la oportunidad china”.

El tercero consiste en el encanto de la “edad de oro”. En 2015, el presidente Xi Jinping realizó con éxito una visita de Estado al Reino Unido, abriendo así la “edad de oro” de las relaciones sino-británicas. De ahí que se hayan elevado permanentemente la calidad y la eficiencia en materia de los intercambios y cooperación en diversos campos entre los dos países, a la vez, el idioma chino ha ido convirtiéndose en el “lazo de oro” para fortalecer la amistad entre ambos pueblos.

El florecimiento de los Institutos Confucio no solo sucede en el Reino Unido, sino que también asciende cada día más tangible en todo el mundo. En la actualidad, hay en total 525 Institutos Confucio y 1 113 Aulas Confucio en 147 países y regiones del mundo entero, con 410 000 cursos del chino impartidos y 9,16 millones de estudiantes de distintos tipos registrados.

Al mismo tiempo, he oído también algunas críticas contra el Instituto Confucio, como que “el Instituto Confucio interfiere en la libertad académica”, “el Instituto Confucio difunde ideas comunistas”, o que “el Instituto Confucio es una agencia de espionaje”, entre otras. A la vista de esos comentarios ridículos, me gustaría destacar tres puntos:

En primer lugar, el Instituto Confucio aplica el principio de apertura en la administración académica, haciendo hincapié en la apertura y el compartimiento. El establecimiento de un Instituto Confucio se realiza por la solicitud voluntaria de las instituciones académicas extranjeras y la fundación llevada a cabo de forma colaborativa entre entidades de la parte china y la extranjera. La parte china respeta plenamente la autonomía administrativa de la parte extranjera y nunca interfiere en la libertad académica.

En segundo lugar, el Instituto Confucio define claramente que su finalidad es por el bien público, y destaca el aprendizaje mutuo. Se dedica a ayudar a todos los pueblos del mundo a aprender el chino y comprender la cultura china, a fin de fortalecer la cooperación educativa y cultural entre China y el extranjero e incrementar la amistad entre sus pueblos. El Instituto Confucio no ha intervenido en el pasado ni intervendrá en el futuro en ninguna actividad relacionada con la política o la religión del país en el que se encuentra.

En tercer lugar, el Instituto Confucio se adhiere a la transparencia en su gestión, enfatizando las normas y reglamentaciones abiertas. Dispone de un sistema transparente y estandarizado para su solicitud, verificación y fundación. Bajo la administración y supervisión comunes por parte de la junta directiva compuesta conjuntamente por la parte china y la extranjera, el destino de cada céntimo está determinado por leyes y reglamentos, y hace referencia a un registro bien documentado. Aquellos que acusen al Instituto Confucio de “agencia de espionaje” son plenamente personas con propósitos ocultos.

Confucio dijo: “El frío invierno revela la fuerza del pino y el ciprés”. El intercambio y aprendizaje recíprocos entre civilizaciones es una tendencia histórica irresistible y también una fuerza motriz importante para el avance de la civilización humana y el desarrollo pacífico del mundo. La razón por la que el Instituto Confucio continúa creciendo y desarrollándose en el “frío invierno” radica en que corresponde a esa tendencia histórica. El Instituto Confucio tiene su origen en China, pero pertenece al mundo. Estoy convencido de que el Instituto Confucio se ha convertido en un puente para fomentar la comprensión mutua y la amistad entre los pueblos del mundo, y que en el futuro hará nuevas y mayores contribuciones al progreso de la civilización humana y a la construcción de una comunidad de destino común de la humanidad.

The Daily Telegraph, fundado en 1855, es el periódico dominante con mayor circulación en el Reino Unido, cuyos lectores son principalmente personas del Gobierno, Parlamento, el sector comercial, industrial, cultural y centros de pensamiento, entre otros ámbitos del país. Dirigentes del Reino Unido y de otros países extranjeros publican artículos con frecuencia en este periódico.

Embajada de China en el Reino Unido

Enlace del texto original

 
Términos Clave:

Informaciones Correspondientes