El “Alegre Año Nuevo Lunar de China” llega a la ciudad natal de Nicolás Copérnico

[Fuente]    CRI Online [Fecha de Publicación]    2018-02-07 15:05:40 
 


Foto grupal de los profesores y estudiantes del Aula Confucio con un dragón chino, delante de la estatua de Nicolás Copérnico

El pasado 3 de febrero a las doce del mediodía, hora local, comenzó a sonar el sonido alegre de gongs y tambores acompañado por la música china en la histórica ciudad de Toruń, ciudad natal de Nicolás Copérnico y situada en el centro-norte de Polonia. Allí, un dragón de múltiples colores bailó jubilosamente y zigzagueó de manera ágil, atrayendo a los ciudadanos locales a contemplar el espectáculo. Tras ello, esta serie de actividades para celebrar la Fiesta de la Primavera, bajo el nombre de “Alegre Año Nuevo Lunar de China”, organizadas por el Aula Confucio de la Universidad Jaguelónica, llegaron a su clímax. Después del desfile, un gran número de ciudadanos locales siguieron al colorido dragón para reunirse en el salón de actos de la Universidad Jaquelónica, celebrando el Año Nuevo chino con el cuerpo docente y estudiantil de dicha Universidad.

El director de la contraparte polaca del Aula Confucio de la Universidad Jaguelónica, Grzegorz Gorski, pronunció un discurso de bienvenida y entregó premios a los ganadores del concurso de la fotografía “Quiere a los perros en el Año del Perro” organizado en el web oficial del Aula Confucio. Posteriormente, el sacerdote polaco Andrea Majewski dio una conferencia con el tema “la Fuerza de Confucio”, comparando los conceptos del confucianismo tradicional chino de benevolencia, justicia, ritual, sabiduría y honestidad con la creencia occidental sobre la virtud y la bondad. Este sacerdote indicó que las fuerzas de la voluntad son de carácter común y están interconectadas, lo cual constituye un criterio vivo y distintivo, que además es muy aceptado por la audiencia.


Padre e hijos, todos ellos estudiantes del Aula Confucio


Profesores y estudiantes del Aula Confucio cantando y bailando


Concurso de palillos entre los niños

Durante esa serie de actividades, las canciones y los bailes cuidadosamente ensayados por los estudiantes y profesores del Aula Confucio se ganaron constantes ovaciones. Los ciudadanos que participaron en la clase de la caligrafía china se llevaron a casa con mucha alegría los abanicos y tazas de porcelana blanca pintados por ellos mismos. Por otro lado, los niños asistieron a un concurso de palillos y aprendieron a hacer tocados con forma de perro. Además, la directora de la contraparte china del Aula Confucio, Wang Ruoxuan, dio una clase vívida de demostración del idioma chino, por lo que, muchos ciudadanos se inscribieron in situ para aprender chino en el nuevo semestre. El señor Pilarski, un ciudadano local, llevó a sus seis hijos al aula, por lo que conocieron en primera persona la danza del dragón, el papel recortado y la caligrafía, además de probar la gastronomía china y asistieron a la clase de chino. “A mis hijos y a mí nos encantan las actividades de este año para celebrar la Fiesta de la Primavera, ya que poseen un gran contenido cultural y nos parecen muy interesantes las conferencias y las clases”, dijo Pilarski. Para animar a sus hijos a estudiar chino, se registró junto con su hija de 14 años y su hijo de 10 años en el Aula Confucio. Además de eso, animó a sus otras dos hijas a participar en el campamento invernal del chino para adolescentes que se organizará pronto por dicha institución.

(CRI Online, periodista de CRI: Shi Guang)

 
Términos Clave:

Informaciones Correspondientes