La lengua hace más hermosa la vida
-Concluye la velada de la clausura de la primera edición de la Conferencia del Programa K-12 de Inmersión en el idioma chino de EE.UU.

[Fuente]    Instituto Confucio de la Universidad Alfred [Fecha de Publicación]    2017-11-16 15:08:29 
 

El pasado 3 de noviembre, hora local, tenía lugar, de forma exitosa, en el Teatro Miller de la Universidad Alfred y organizada por el Instituto Confucio de esta universidad, la clausura de la Conferencia del Programa de Inmersión en chino de EE.UU., celebrándose un concierto bajo el epígrafe de “La lengua hace más hermosa la vida”


El tema de la velada “La lengua hace más hermosa la vida”

Asistían al evento Rick Stephen, director de la Oficina de Asuntos Académicos de la Universidad Alfred; Zhang Qiyue y Xu Yongji, respectivamente, cónsul general y concejal de educación del Consulado General de China en Nueva York; Lai Xulong, vicerrector de la Universidad de Geociencias de China (Campus Wuhan); Li Yiling, presidenta de la Asociación en Nueva York de la Unesco (Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura); Huang Zhitian y Yu Jijun, respectivamente, rectores de la contraparte extranjera y china, del Instituto Confucio de la Universidad Alfred, así como más de un centenar de estudiosos y profesores estadounidenses especializados en la enseñanza de inmersión en el idioma chino, junto con la participación también de más de 600 estudiantes y profesores de la Universidad Alfred y población local, de ahí que el teatro se hallase hasta la bandera.


Rick Stephen durante su discurso de bienvenida

Wu Zhongbei, vicedirectora del Instituto Confucio de la Universidad Alfred, apuntaba en su discurso que venían gozando de una buena acogida por parte de los estudiantes los cursos de música china y de guzheng (cítara china tradicional), establecidos por el Instituto Confucio de la Universidad Alfred en colaboración con la Facultad de Artes Escénicas de dicha universidad desde 2010. Desde entonces, ambas partes celebraban anualmente un gran concierto de música china, el cual se ha convertido en una importante ventana desde la cual este Instituto Confucio presenta las manifestaciones artísticas y culturales de China a la Universidad Alfred y a la comunidad local. Añadía, asimismo, que en el concierto, a través de las distintas formas de representación artística, mostraba los éxitos logrados en la enseñanza del chino por el Instituto Confucio de la Universidad Alfred, subiendo además al escenario el amor de los estudiantes y la población local por la cultura china.

Este año, en el concierto participaban un total superior a los 150 actores, ilustres representantes: los del coro de la Facultad de Artes Escénicas de la Universidad Alfred, conjuntos de danza y del instrumento tradicional chino guzheng, la compañía de baile de la Universidad de Geociencias de China (la universidad asociada de la Universidad Alfred), estudiantes de los cursos de chino y de Taichí de dicho Instituto Confucio, así como estudiantes de primaria de distritos escolares de chino subordinados a esta universidad.


Danza de dragón y de león representada por los integrantes del curso de chino de la Universidad Alfred


Simulación de clase de inmersión en el chino, impartida por una profesora del Instituto Confucio


Estudiantes del curso de guzheng de la Universidad Alfred interpretando al unísono El vagabundo sonriente y orgulloso


Charles, estudiante de la Universidad Alfred, representando en solitario Montaña alta y río corriente


Wu Zhongbei interpretando Combatir el tifón

La velada dio comienzo con las bulliciosas y alegres danzas del dragón y del león que presentaban profesores y estudiantes del curso de chino de la Universidad Alfred. La excelente actuación se granjeó numerosos aplausos y exclamaciones de los espectadores. Más de 30 niños procedentes de los cursos de inmersión en chino del distrito escolar de Geneva, de Nueva York, cantaron y bailaron sobre el escenario además de participar en una simulación docente in situ ofrecida por una profesora del Instituto Confucio, provocando cálidas ovaciones. Por otra parte, el grupo de músicas de guzheng también resultaba del agrado del público con la interpretación de piezas como El vagabundo sonriente y orgulloso, Montaña alta y río corriente, Combatir el tifón, etc. El atractivo de las artes marciales chinas quedó patente a través de la puesta en escena de la pieza El dragón nadador, ejecutado por el grupo de Taichí del instituto. Al son de la música tradicional china, los estudiantes del curso de chino recitaban Shuidiao Getou, un poema de Su Shi, literato de la dinastía Song. Asimismo, no dejó el público de sentirse admirado por las tres canciones chinas interpretadas por el coro de la Universidad Alfred: Camino celestial, Égloga, Oda a la juventud.


El grupo de Taichí de la Universidad Alfred representando El dragón nadador


El grupo de chino de la Universidad Alfred recitando Shuidiao Getou


El coro de la Universidad Alfred interpretando Camino celestial

Envueltos en la melodía distintivamente clásica y poética del tema Ciudad Prohibida, desfilaban pausadamente los modelos americanos y chinos, ataviados con qipao y sosteniendo entre sus manos obras ofrecidas por el famoso calígrafo Li Guodong. La coreógrafa Li Yiling había sido la artífice del diseño de esa puesta en escena que combinaba el baile y la caligrafía, resaltando particularmente el encanto de esta última. Además, el profesor de la Facultad de Música de la Universidad Alfred, Luanne M. Crosby cantó y Wu Zhongbei interpretó el guzheng, representando armoniosamente y elegantemente la canción Agua y río. Por otro lado, la pieza Emboscada por todos lados, interpretada por el profesor voluntario Chen Wenwen con la pipa, sonó firme y solemne. Asimismo, la Melodía del bote de dragón, representada por el grupo de danza de postgraduados de la Universidad de Geociencias de China (Campus Wuhan), también despertó la admiración del público.


Desfile de moda y caligrafía El encanto de la tinta


Luanne M. Crosby y Wu Zhongbei, actuando conjuntamente en la representación de Agua y río


El grupo de danza de postgraduados de la Universidad de Geociencias de China (Campus Wuhan) representando Melodía del bote de dragón


Foto grupal de los participantes en la velada

El magnífico espectáculo admiró profundamente al público asistente, quien no escatimó ni ovaciones ni vítores. Zhang Qiyue, por su parte, expresó su máxima valoración del evento y agradeció al Instituto Confucio de la Universidad Alfred sus contribuciones a la difusión y promoción de la cultura china en el extranjero.

“Para poder hacerlo bien, dos meses antes ya habíamos empezado a practicar la danza del dragón y la recitación de poemas cada semana. Aunque resultó difícil, hemos disfrutado mucho”, manifestaba He You, un estudiante coreano, tras la actuación.

Texto: Tong Menglin Fotos: Wang Ping

 
Términos Clave:

Informaciones Correspondientes